Ángel Guerrero, concejal de Cultura, Turismo y Seguridad Ciudadana de Olite/Erriberri

El próximo sábado 25 de mayo, la localidad de Olite/Erriberri celebrará su tradicional fiesta de Santa Brígida. Esta milenaria tradición se ha convertido en una cita obligada en el municipio; un gran evento que Ángel Guerrero, concejal de Cultura, Turismo y Seguridad Ciudadana, va a vivir por primera vez con responsabilidad municipal. El propio Ángel nos cuenta de primera mano, entre otras cosas, cómo está siendo este primer año de legislatura en Olite/Erriberri.

Para quien todavía no te conozca, háblanos de ti.

Soy Ángel Guerrero Caravantes, concejal de Cultura, Turismo y Seguridad Ciudadana en el Ayuntamiento de Olite desde el año pasado; aunque previamente ya tenía contacto con el consistorio puesto que toda mi vida he trabajado como policía municipal.

¿Qué te llevó a presentarte como concejal?

Es difícil explicar, no hay un motivo claro. La realidad es que tanto a nosotros, Agrupemos-Elkartu, como al resto de partidos políticos nos costó confeccionar las listas. En mi caso, al estar jubilado y disponer de tiempo para poder trabajar por el pueblo, supongo que fue lo que me animó a presentarme en la lista.

¿La política es algo que no interesa entre la ciudadanía?

Es un tema delicado. Por una parte te diría que la juventud sí está interesada en colaborar por el pueblo; a la vista están todas las asociaciones de jóvenes que no paran de hacer cosas. El problema viene cuando hay que involucrarse directamente con el día a día del ayuntamiento.

una cuadrilla de olite erriberri disfruta en santa brígida

Es un puesto difícil. Antes de presentarte tienes que asumir que vas a estar en el punto de mira, que vas a recibir críticas; es imposible contentar a todo el mundo, de hecho, sería un grave error hacerlo.

Por otro lado, es una labor muy ingrata, puesto que tienes que dedicarle muchas horas, sobre todo si tienes alguna concejalía, y económicamente no recibes nada a cambio. Como digo, en mi caso porque estoy jubilado y me puedo permitir todas las horas que meto, pero una persona con jornada completa, tiene que hacer malabares para compaginar su trabajo, con su vida personal y los asuntos municipales.

¿Cuáles son tus objetivos al frente de Cultura y Turismo?

Tanto cultura como turismo son dos pilares fundamentales en una localidad como la nuestra. En cuanto a cultura, podría decir que mi labor principal es localizar actuaciones, ya sean musicales, teatrales o exposiciones, que puedan gustar a los vecinos y vecinas y traerlas.

De hecho, hay muchos artistas que nos piden actuar aquí, pero tengo que filtrar los que finalmente vienen. También te digo que hemos organizado presentaciones de libros en la Casa de Cultura y han aparecido cuatro gatos como quien dice. Entonces es complicado dar con la tecla, encontrar algo que guste y que pueda ser un éxito.

En cuanto a turismo, nuestro caballo de batalla es que todo el turismo que el Castillo-Palacio recibe, revierta de alguna forma en el Ayuntamiento. Me refiero a que, evidentemente, el turismo es una fuente de ingresos importante en Olite.

Sin embargo, el Ayuntamiento no se lleva nada de forma directa. En cambio, tiene que invertir muchos de sus recursos en la limpieza o la seguridad. Si de los doscientos y pico mil visitantes que tuvo el Castillo el año pasado, nos llevásemos algo, sería una inyección muy importante de dinero para nosotros, para el arreglo de calles u otro tipo de inversiones que Olite necesita.

Además del Palacio, ¿qué otros atractivos turísticos tiene Olite/Erriberri?

Los pocos que hay son fáciles de nombrar: la Torre del Chapitel que acabamos de restaurar, las galerías medievales; nuestro Casco Antiguo; Santa Brígida; o las iglesias de Santa María y San Pedro. Nuestro vecino, e historiador, Javier Corcin hace visitas guiadas a estas iglesias que están muy bien, son muy interesantes.

¿Qué valoración haces de tu primer año como concejal?

A título personal diría que buena. Como he dicho antes, hacer las cosas bien requiere de mucho tiempo y esfuerzo. No obstante, es algo que me atrae y quiero ofrecer a la ciudadanía lo mejor dentro de nuestras posibilidades, por lo que no me quejo.

A nivel de grupo, puedo decir que afortunadamente, tenemos una buena relación con el resto de grupos políticos (PSN, UPN y PP), lo que hace que trabajar sea más fácil.

Al margen de las discrepancias que podamos tener, ya que cada cual tenemos una forma de ver, tanto socialmente como culturalmente o políticamente las cosas, no hemos tenido graves problemas para sacar los asuntos adelante. Eso creo que hay que valorarlo como algo muy positivo.

Quedan escasos días para Santa Brígida. ¿Cómo vas a vivir esta fecha tan especial con responsabilidad municipal?

Supongo que como lo vivía antes. Al final Santa Brígida es un día para disfrutar con amigos en un ambiente distendido; pocas veces suelen terminar mal eso.

En cuanto al programa, será el mismo que en años anteriores: habrá el tradicional reparto de panes, bingo, música y misa. El día terminará con más música, pero ya en la Plaza.